DIY para almacenar tus bullet journals

¿Estábais esperando un post muy del estilo de Halloween? Siento decepcionaros, pero lo más terrorífico que vais a ver son las puntadas de la funda que os quiero enseñar hoy 😉


Este verano estuve haciendo un poco de repaso a todas las agendas/bullet journals que llevo utilizadas desde 2014, año en que me independicé. Algunas no sobrevivieron y acabaron en el cubo de reciclaje, pero otras siguen conmigo ¡sobre todo los bullet journals! No es que los use a modo de diario, pero me sugieren cierta nostalgia y me gusta abrirlos de vez en cuando para echarles un vistazo.

Guardarlos siempre ha sido un poco quebradero de cabeza, pero la solución se me antojó relativamente fácil cuando los puse todos en común. Y os la explico a continuación por si os pudiera servir de inspiración.

Reutilizando

He utilizado diversos formatos para mis bullet journal: libretas y cuadernos moleskine, libretas regaladas de tamaños random y cuadernos midori traveler’s notebook. A esto hay que añadir que cuando utilizaba los cuadernos moleskine, los llevaba en mi cubierta “waseldori” (de mi amiga Gemma), pero en Japón sucumbí al los Traveler’s Notebook de la Traveler’s Factory y fue ese el tamaño que utilicé durante más de dos años.

Lo que he hecho ha sido tan fácil y taaaan obvio como juntar la mayor parte posible de los cuadernos en las cubiertas que no estoy utilizando. La gran desventaja que he visto es que no he podido ordenar cronológicamente los cuadernos, pero ese sería un mal menor ahora mismo.

Para unos cuantos cuadernos decidí echar mano de mis retales de tela. No es que sepa yo coser más que lo básico, pero un día se juntaron las ganas de practicar un poco con quitarme de encima retales de tela que tenía rodando por ahí y esto fue lo que ocurrió.

La cubierta más sencilla del mundo

Lo único que hice fue coger un par de rectángulos de tela tomando como referencia los cuadernos; prácticamente el mismo alto y un poco más del doble de ancho.

Enfrenté los derechos de las telas y, para darles consistencia, coloqué entre medias un trozo de fieltro (que también lo tenía muerto dela risa). Cosí todo alrededor y dejé un hueco para darle la vuelta. Le volví a dar unas pasadas por el derecho a lo loco (en serio, a lo loco) ¡y listo!

No me compliqué más la vida. Ni agujeros para elásticos ni nada más. Es el día de hoy que no sé ni cómo logré hacerlo, así que no voy a tocarlo más ni incorporar otros elementos con tal de no empeorarlo.

Quizás no es lo más bonito del mundo, ni siquiera está bien hecho, pero tengo el pequeño orgullo de mirarlo y pensar para mí “esto lo hice yo”. Y eso siempre me saca una sonrisa. Así que Marie Kondo, nada de tirar, que mi cubierta chapucera-casera me trae mucho “joy” y alegría pal cuerpo.


Espero que os haya gustado y que os sirva para animaros a diyear un rato con vuestros materiales.

2 respuestas a “DIY para almacenar tus bullet journals

  1. Que visto lo visto igual con lo que te voy a contar ahora ¡me matas! pero yo los tiro jejejejeje A ver, tampoco hago bujo como tal… uso agenda de anillas que amoldo a mis necesidades con los inserts y tal, pero cuando llega fin de año anoto en una hoja todo lo importante y la añado a la del nuevo para que no se me olvide esa información y listo.
    Pero me gusta mucho la forma que has tenido de hacerlo, así que igual la amoldo un poco y este año te copio ^^

    Gracias y besines.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s