Ultraworking: la herramienta para hacer despegar tu productividad.

Ultraworking: la herramienta para hacer despegar tu productividad.

¡Hola, qué tal?

Tenía desde hace semanas prometido hablar de Ultraworking y me he generado tantas expectativas a mí misma, que tenía miedo a que el post no estuviera a la altura de las mismas. Tanto que al final he procrastinado esta entrada hasta límites insospechados. Es cuanto menos curioso cómo juega a veces la mente en nuestra contra, ¿verdad? Pero esto es harina de otro costal, así que vamos al grano.

Descubrí Ultraworking el año pasado gracias a Marina. Si me he convertido en una nerdy de la productividad, en gran parte es gracias a ella.

Ultraworking: el concepto.

Conocí esta iniciativa bastante antes del confinamiento y estuve probando sus Working Cycles. Lo primero que pensé es que se trataba de un método pomodoro, y me dio un poco de bajón, porque ya lo había probado y no llegaba a convencerme del todo. Si no lo conoces, en este método se trata de trabajar en modo de máxima concentración por bloques de tiempo, o pomodoros, seguidos de un breve descanso. Generalmente se utilizan pomodoros de 25 minutos y descansos de 5. Al cabo de 3-4 pomodoros, se suele aumentar el descanso a 15 minutos.

Los Working Cycles se basan en el mismo concepto, pero en vez de trabajar con pomodoros, trabajas con ciclos. La vuelta de tuerca que le han dado los chicos de Ultraworking a clásico pomodoro es añadir pasos de planificación de objetivos y desglose de tareas.

https://www.ultraworking.com/cycles

Antes de comenzar una sesión, que se compondrá de tantos ciclos como quieras, deberás contestar a unas preguntas acerca de los objetivos generales que quieras conseguir en la sesión. Después, deberás establecer antes de cada ciclo pequeños hitos que te ayuden a alcanzar el objetivo al final de la sesión. Después de cada ciclo y al final de la sesión deberás hacer un pequeño balance para saber si has completado las tareas que te habías propuesto o si, por el contrario, vas un poco retrasado y debes replantearte mejor los objetivos.

Para que lo veas mejor, te pongo un ejemplo: imagínate que quiero dedicar una sesión de 4 ciclos a trabajar en la discusión de un artículo científico. Mi objetivo de la sesión será escribir 250 palabras de la discusión. Para ello emplearé un ciclo en revisar las notas del artículo escritas previamente; otro ciclo, en revisar la bibliografía, y dos ciclos en escribir propiamente dicho. Como durante todo el proceso tendré que ir calibrando si lo que he planeado es muy ambicioso o demasiado poco, puedo ir ajustando mis expectativas a medida que voy trabajando.

¿Tanta preguntita es necesaria?

No te miento si te digo que las primeras veces que utilicé el método me pareció una pesadilla tener que ponerme a andar respondiendo preguntas cada dos por tres. Generalmente uno llega a trabajar y se pone inmediatamente a hacer, o al menos ese es mi modus operandi. Así que mandé los Working Cycles al traste.

Y llegó la #pandemiolocura.

Y claro, de repente nos vimos con mucho tiempo para todas esas cosas que uno deja apartadas «para luego», pero que son tantas que no se sabe por dónde empezar. Y si a eso le sumas un poquito de falta de concentración, por que la situación era abrumadora, pues…

Venga, vamos a probar de nuevo.

El plus de la comunidad

Cuando volví a retomar los Working Cycles descubrí que los chicos de Ultraworking habían desarrollado una aplicación, Headquarters, que integra los Working Cycles con otras funcionalidades para monitorizar tu productividad, además de The Working Gym: sesiones en directo a través de zoom; como una especie de biblioteca online, pero en la que se trabaja en base al sistema y en cada descanso los moderadores hablan de temas de todo tipo y dan consejos para ayudarte con tus problemas, tu motivación o tu manera de encarar el trabajo.

https://www.ultraworking.com/twg

Antes de nada, quiero aclarar que The Working Gym (déjame que lo abrevie como TWG) tiene una cuota de membresía mensual, pero durante la pandemia, ofrecieron varias plazas de prueba y pude acceder a una de ellas. No obstante, voy a renovar pronto la suscripción de pago.

En mi experiencia he pasado de odiar tantas preguntas a encontrarlas un arma poderosísima para sentir que avanzo. Me parece algo MUY poderoso cuando al final de la sesión tienes que contestar a la pregunta «¿Qué has hecho en las últimas x horas?«. Poderoso porque es muy probable que al principio contestes que has pasado 2 horas apagando fuegos y te motivará que más adelante puedas contestar que has invertido 2 horas a tope a avanzar con ese proyecto pendiente y ahora sí tienes todo el tiempo del mundo a solucionar los imprevisto.

Pros y contras

Personalmente estoy encantada con TWG y encuentro realmente interesantes muchos temas de conversación de los que tratamos en los descansos. Los moderadores no sólo hablan y dan consejos, si no que también participan charlando con alguno de los participantes. Al juntarnos gente tan diversa y de tantas disciplinas diferentes, siempre es interesante conocer un trabajo nuevo, un enfoque nuevo o en una experiencia nueva. ¡O al menos a mí me parece muy enriquecedor! Incluso al revés; he coincidido con gente de mi mismo sector y al escucharles lidiar con mis mismos males me he sentido un poco menos sola en mi proceso.

Dicho esto, reconozco que este método de trabajo podría no servirle a todo el mundo, sobre todo TWG, que está enfocado especialmente para gente que trabaje desde casa (¡hola, teletrabajo!). En caso de tener que hacer trabajo presencial, lo más recomendable sería completar los Working Cycles por tu cuenta, pero insisto, habrá trabajos con los que sea incompatible.

Por supuesto, está el tema del precio de la cuota mensual, que es para tener en cuenta, y que tanto los Working Cycles como TWG están en inglés y es el idioma de las sesiones en directo.


Personalmente, yo voy a seguir combinando TWG los días que hago teletrabajo con los Working Cycles cuando estoy en el lab. Y por supuesto, utilizaré cualquiera de las dos opciones en mi tiempo libre para ponerme a teclear y traerte más post.

Espero que esta herramienta te haya parecido de utilidad. Si te animas a probarla o tienes cualquier otra pregunta, déjame un comentario y hablamos. Y si te animas a entrar en TWG y coincidimos, no dudes en saludarme.

Esta entrada tiene 9 comentarios

  1. rincondeal

    Hola carol!!

    Bueno como ya te conteste en el correo, voy a darle uso, no se cuanto tiempo durare y lo tendré al dia, pero en principio voy a probar. Sobre todo a parte de que viene en ingles, porque me estoy fijando todos los días repasar algo de speaking, listening o writing, aunque también algo de alguna serie verla en ingles, para así practicar el oído. Así que un poco más de ello para planificar el trabajo me mola.

    Ya te contare que tal me resulta según avance!!
    Un beso guapa

    1. ¡Hola, Almu! Gracias por pasarte a comentar. Quizás para que repases inglés te vendrán bien. Ya me contarás qué tal si los pruebas una temporada. ¡Un besín!

      1. rincondeal

        Pues ya te contare Carol!!
        Estos dias me estoy poniendo de objetivos repasar speaking un poco todos los dias,asi que con eso me viene bien.
        Un besazo guapa

  2. Aurora

    A mi los pomodoros me cambiaron la vida, me funciona genial y soy muy productiva con ellos. Parece interesante esta web que explicas, y no descarto en probarla los días que me tengo que obligar más y a veces procastino sin querer.
    Aunque lo de las preguntas de cada ciclo no sé si se adaptaría del todo a mí, pero todo es cuestión de probar.
    Un saludo 🙂

    1. ¡Qué bueno que te funcionen! Yo soy partidaria de que «si funciona, no se toca». Si estás contenta con los pomodoros, ni te lo pienses. Seguramente los Working Cycles te iban a llevar más tiempo de la cuenta y los ibas a acabar aborreciendo. Muchas gracias por pasarte a comentar.

  3. Asclepia

    Uf… me he enterado bastante bien de lo que va (creo) y me parece que esto es demasiado hardcore XD entiéndeme, me siento cómoda en mi lentitud y pereza jajajaja peeero mil millones de gracias por este texto tan completo, Md ha encantado leerlo 😬

    1. ¡Muchas gracias a ti por haberte pasado a leerlo! Entiendo que te parezca too much, yo también «estuve ahí» y no he recalcado lo suficiente que es una opción que seguro no se ajuste a todo el mundo. A mí sí y por eso me gusta tanto, pero al menos tienes otra cosilla más en el arsenal de recursos 😉

  4. Sara

    No la he probado pero la estoy oyendo mucho últimamente, le daré una vuelta porque esas preguntas dan mucha pereza pero al final ahí está la clave. En reflexionar qué sirve y qué no sirve. Gracias por compartirla!

    1. ¡Gracias por tu comentario, Sara! Yo creo como tú que el poder reside en tener la paciencia de reflexionar sobre qué hacemos, cómo, si logramos lo que nos proponemos, no… Pero a veces da mucha pereza, soy consciente. Si lo pruebas, dime qué te parece. ¡Un besín!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.